Inicio Noticias Región de Los Lagos: Escape de salmones y contaminación preocupa a dirigentes...

Región de Los Lagos: Escape de salmones y contaminación preocupa a dirigentes de la Conapach

382
0
Foto gentileza Revista Aqua

El continuo colapso de jaulas salmonicultoras y ahora último, el hundimiento de un terminal de carga con 280 toneladas de alimentos para peces registrados estos últimos meses en la región de Los Lagos, es un tema que preocupa a pescadores artesanales de todo Chile y se transformó en el tema principal de la reunión sostenida entre la directora del Sernapesca, Alicia Gallardo, directos zonales y dirigentes de la Conapach de distintas regiones del país.

Y es que, este año se visto incrementada la cantidad catástrofes ambientales provocadas por la industria del salmón, entre las que están el hundimiento de 16 de 18 jaulas del Centro “Caicura” de la empresa Blumar S.A., emplazado en la  comuna de Hualaihué y el colapso del terminal de carga con 288 toneladas de alimento para peces, de la empresa portuaria Cabo Froward S.A., titular del proyecto “Terminal de Carga General – Puerto Calbuco”, ubicado en el muelle de carga San José, en la isla Quihua, comuna de Calbuco, ambas en la región de Los Lagos, entre los casos que han conseguido mayor difusión.

Episodios ante los cuales surgió la duda de varios dirigentes sobre el manejo y las condiciones de seguridad empleadas por las empresas salmonicultoras, así como el papel que desempeña el Sernapesca en su calidad de fiscalizador y de las medidas de prevención que se están adoptando para evitar que se sigan produciendo este tipo de desastres.

En el mismo tenor, se consultó a la autoridad pesquera sobre la fiscalización al desplazamiento de los wellboats para el transporte de salmones vivos desde regiones más australes y con ello, el acarreo de las semillas de las algas que producen la marea roja, que estos últimos años ha tenido episodios devastadores y que nadie quiere se vuelvan a repetir.

Por otra parte, los dirigentes hicieron consultas regionales sobre distintos puntos entre los que podemos mencionar la fiscalización a la tala de huiro palo en la macrozona norte, la apertura de Registros Pesqueros Artesanales, la puesta en marcha y la agilización de los trámites para acogerse a la ley de Caletas, una mejora en los servicios de trazabilidad y los efectos de la pesca ilegal de la merluza común en los precios de venta de los merluceros de la región del Biobío, entre otros temas relevantes.

Cesar Jorquera, presidente de la A.G. de pescadores artesanales de San Vicente, región del Biobío y director de la Conapach, destacó los temas abordados en la reunión especialmente el referido a los problemas que está provocando la industria del salmón en la región de Los Lagos, con miras a la declaración de la región del Biobío como Áreas Apropiadas para el ejercicio de la Acuicultura (AAA), a lo que se encuentran expectantes.

“Existe preocupación del sector pesquero respecto de las debilidades de la normativa vigente en salmonicultura, que abarca entre otros aspectos las bajas sanciones que estaría facultado el Sernapesca para aplicar sobre las empresas que descuidan o carecen de medidas de prevención y mantenimiento de sus instalaciones, así como también, en las maniobras de recaptura y certificación de las mismas y por último, la falta de estudios sobre el impacto real del escape de salmones en otras especies, por efecto de la depredación que estos peces estarían produciendo en los ecosistemas”, recalcó el dirigente.

Por su parte, Alfonso Admonacid, presidente del Sindicato de pescadores artesanales Capilla de Isla Tenglo, de la región de los Lagos y director de la Conapach, coincidió en la importancia de una mayor fiscalización de las empresas  que operan en los mares de la región, recordando los efectos dañinos y de contaminación que produjo en sus áreas de manejo la instalación de una planta salmonicultora en sus inmediaciones años atrás.

“Quisiera manifestarle a la directora del Sernapesca y al nuevo director zonal, mi preocupación por las concesiones de reserva entregadas a la empresa Salmón Chile en las inmediaciones del área de manejo de nuestro sindicato, ubicadas en la Punta Cementerio, al sur de Isla Tenglo”, sostuvo el dirigente.

Y agregó, “no pude hacerlo en la oportunidad por problemas técnicos, pero enviaremos un documento a la directora del Sernapesca y la nueva autoridad regional para advertirles del temor que existe en nuestro sindicato por la reinstalación de la industria salmonicultora en la zona, ya que años atrás, sus efectos en el ecosistema, provocó la desaparición de variadas algas, entre ellas el pelillo, que estamos recién recuperando gracias al trabajo de repoblamiento que hemos realizado”, recalcó Admonacid.

Ante este mismo tema, también se mostró conmocionado el presidente del Sindicato de pescadores artesanales de Caldera, región de Atacama y director de la Conapach, Fabián Salazar, quien enfatizó en la importancia de evitar la contaminación que produce la crianza de salmones en las costas del sur del país y la necesidad de una ley que restrinja su operación.

En otras materias, el dirigente señaló que hizo saber a la directora del Sernapesca sobre tala indiscriminada del huiro palo en tiempos de veda en la macrozona norte y alertó sobre los constantes reclamos sobre la actividad ilegal que se realiza, llamando la atención de los efectos que produce en los peces de roca como el congrio.

“Se habló de variados temas en esta reunión, sin embargo, entre aquellos que más me interesa recalcar, además del daño que está produciendo la sobreexplotación del huiro palo, está la falta de mecanismos más acordes, fáciles y seguros para conseguir la trazabilidad de los productos, la apertura de registros pesqueros para las nuevas generaciones y la posibilidad de mejoras para evitar el exceso de burocracia en la que está incurriendo el Sernapesca para acogerse a la nueva ley de caletas”, señaló el dirigente.

Por su parte, la presidenta de la A.G. de armadores y embarcaciones menores de Coliumo, región del Biobío y directora de Conapach, Paula Reyes, sostuvo la molestia que existe en el sector merlucero respecto de los beneficios en cuotas de imprevistos y la poca fiscalización que tienen regiones aledañas respecto de la captura de la merluza común, lo que estaría provocando una caída sustantiva en los precios de venta que esté recurso alcanza en la región.

“Sabemos que el tema de la pandemia ha dificultado la operación del Sernapesca pero necesitamos de voluntad política para terminar con la pesca ilegal de la merluza común y el término de los beneficios para algunas regiones en desmedro de otras, producto de la entrega de cuotas de imprevisto, porque el exceso de pesca de la merluza común está provocando una caída en los precios que supera el 50% del valor de la caja”, señaló la dirigenta.

Por último, la  vicepresidenta de la Conapach, Zoila Bustamante, señaló la relevancia de las reuniones que se han estado sosteniendo de manera periódica con la directora del Sernapesca y sus directores zonales, para ir abarcando los distintos problemas regionales que afectan a la pesca artesanal, sumándose a la preocupación generalizada por el escapes de salmones denunciados en la región de Los Lagos.

“Me pareció importante la información entregada por la directora, respecto de los resultados obtenidos por el Sernapesca en las demandas contra distintas empresas salmoneras, cuyos fallos por parte de la Corte Suprema han resultado favorables para la entidad fiscalizadora, al mismo tiempo, que damos la bienvenida al nuevo director zonal de Los Lagos, Branny Montecinos, con quien esperamos seguir trabajando en éste y otros temas de trascendencia para la región”, subrayó  Bustamante.

A la reunión asistieron además, Marco Salas, tesorero de la Conapach y presidente del Sindicato de pescadores artesanales de Quellón; Agustín Ruiz y Gladys Alvarado, ambos directores de la Conapach, además de secretario y directora, respectivamente, de la Federación de pescadores artesanales de Hualaihue, todos pertenecientes  a la región de Los Lagos.